EEUU evalúa dejar que barcos extranjeros lleven petróleo a Puerto Rico

WASHINGTON. El presidente de EE.UU., Donald Trump, anunció hoy que su Gobierno está evaluando permitir que barcos extranjeros lleven barriles de petróleo a Puerto Rico para favorecer su abastecimiento tras el paso del devastador huracán María, aunque aseguró que existe resistencia de la industria naviera.

En declaraciones a la prensa en la Casa Blanca, Trump dijo que su Gobierno está “pensando” en interrumpir una ley conocida como “Jones Act”, que determina que solo los barcos estadounidenses con una tripulación de EE.UU. pueden transportar petróleo entre los puertos marítimos del país.

“Tenemos a mucha gente en la industria naviera que no quiere que el ‘Jones Act’ sea suspendido”, dijo Trump antes de partir a Indianápolis (Indiana), donde hablará sobre su nuevo plan fiscal.

Anteriormente, funcionarios del Departamento de Seguridad, bajo condición de anonimato, indicaron hoy que el Gobierno está evaluando la interrupción de la aplicación del “Jones Act” y espera dar una respuesta “tan pronto como sea posible”, aunque es “poco probable”

que se produzca hoy.

Miembros del Congreso enviaron el lunes una carta a la secretaria en funciones del DHS, Elaine Duke, para pedirle que suspendiera la ley y permitiera a todos los barcos, sin importar su bandera, abastecer de petróleo a Puerto Rico, estado libre asociado de EE.UU.

y que se ha quedado sin infraestructura eléctrica tras el huracán.

Según indicaron los altos funcionarios, el Departamento de Seguridad Nacional está evaluando la petición a pesar de que no ha seguido las vías oficiales, pues los únicos con poder de pedir que suspenda esa ley son el secretario de Defensa, James Mattis, y agencias federales.

Cuando el secretario de Defensa pide la suspensión del “Jones Act”, el Departamento de Seguridad Nacional accede de manera automática, según explicaron estos funcionarios.

Sin embargo, cuando la petición viene de otras partes, como agencias federales o autoridades marítimas, entonces el Departamento de Seguridad Nacional debe evaluar si cancelar la ley “Jones Act” está en el interés nacional de EE.UU. y si existe una falta de barcos estadounidenses que puedan transportar petróleo.

En este caso, para evaluar la petición de los legisladores, el DHS valorará si suspender la ley para Puerto Rico está en el interés nacional de EE.UU. y si hay suficientes barcos estadounidenses para abastecer la isla, según indicaron los funcionarios.

“Hemos recibido una petición de miembros del Congreso, que no es como suelen llegar las peticiones, no es la vía normal, pero vamos a revisar los temas subyacentes de ese asunto como parte de nuestro proceso de revisión”, dijo uno de los altos funcionarios del Departamento de Seguridad Nacional.

Este mismo mes, el Gobierno de Estados Unidos suspendió esta ley durante dos semanas para permitir el abastecimiento de petróleo en el Golfo de México tras el paso de los huracanes Harvey e Irma, que provocaron inundaciones y causaron fuertes vientos en los estados de Texas, Florida y Luisiana.

Antes de esa reciente cancelación, la última vez que se interrumpió la aplicación del “Jones Act” fue en diciembre de 2012, cuando las lluvias y vientos del huracán Sandy golpearon 24 de los 50 estados de EEUU.

FT. Diariolbre.com

Comentários no Facebook